Averías Más Comunes de los Videoporteros

El uso de videoporteros se ha vuelto un método muy regular en los hogares y negocios de las ciudades, fomentando la seguridad y el resguardo de las personas que los usan. Esto es debido a que este aparato permite una transmisión tanto de voz como de imagen de los visitantes, garantizando que sepamos quién es aquella persona que toca nuestra puerta, antes de pensar en abrirla. 

Sin embargo, en algunos casos se presentan fallas o averías en el sistema que no permite que este funcione de la forma más eficaz y dificultando nuestra comodidad y seguridad. A continuación, detallaremos aquellos fallos que aquejan a los usuarios y también cómo lograr la reparación de porteros automáticos en Madrid con los mejores y más capacitados profesionales en el área.

Por qué Fallan Nuestros Videoporteros

Al estar ante un uso diario, a la intemperie y a la mano de niños o extraños, es normal que algunos videoporteros se estropeen de forma temporal, son varios los daños que se presentan de forma regular, entre los que se destacan los siguientes: 

– No se escucha por el audífono: éste es sin lugar a dudas el fallo más común, esto se debe a un problema en la conexión o cableado del sistema del videoportero. También puede darse por el mal funcionamiento de la placa, esta avería puede afectar tanto a la persona dentro de la casa como al visitante.

– Fallos en la cámara: En estos aparatos cuya función viene de la mano de una cámara, es fundamental que se cuente con una imagen nítida y clara, por lo cual, si ésta no está enfocada o se ve con interferencias lo más seguro es que se deba a una mala instalación, problemas de la cámara, o por último, fallas en el cableado que transmite la señal. 

– Problemas con el timbre: Esta es otra de las averías más frecuentemente presentadas en los videoporteros. Al momento de llegar un visitante, llama a través del timbre, y si éste no se reproduce dentro del hogar, no nos damos cuenta del visitante. Este fallo se da ya sea por un problema con el pulsador o por un problema en el sistema de cableado interno del aparato.

– No abre la puerta: Esta es una de las principales funciones del uso de un videoportero, por lo cual, si no funciona nuestro aparato no sirve para nada, ya que nos tocará abrir manualmente. Esto es debido a un mal funcionamiento de la transmisión en el cableado.

Cómo Reparar Nuestro Videoportero 

En estos casos lo mejor es buscar ayuda profesional, ya que al no ser expertos, lo más seguro es que terminemos estropeando el aparato. Sin embargo, para todo hay solución y es que contamos con las mejores soluciones en cuanto a la reparación de porteros automáticos en Madrid. Por lo que si tienes una avería, puedes contar con los mejores profesionales y tener de nuevo en funcionamiento tu videoportero lo antes posible. 

Para ello, a continuación, te dejaremos el enlace a su página web rbtantenistasmadrid.com, en donde puedes aclarar tus dudas y preguntas, contando con la mejor atención. 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *